FOTOS | Linchan y queman cuerpo de delincuente por asesinar a una mujer en Lara

39

El cuerpo del delincuente fue linchado y quemado por la comunidad de Yucatán | Foto: Keren Torres

Barquisimeto.- ¡Agárrenlo! ¡agárrenlo!, fueron los gritos que escuchó la sobrina de Nayzú Bracho, minutos antes de las 7:00 am en su casa, ubicada en la urbanización Yucatán, al norte de Barquisimeto. Al correr hacia el lugar de donde provenían los gritos, los vecinos le dijeron que unos delincuentes habían matado “a la panadera”.
“Pregunté si era a quien vivía en el final de la calle y me dijeron que sí. Fui hasta allá, porque ahí está la casa de mi tía y lamentablemente era ella. Lo que me contaron fue que forcejeó y uno de los malandros le disparó desde adentro de la camioneta”, explicó la joven.
Los delincuentes querían robar la camioneta, pero no prendió y desde el asiento del copiloto uno de ellos disparó a la mujer | Foto: Keren Torres

Los gritos que escuchó la sobrina de Nayzú eran de los vecinos que persiguieron y tomaron justicia por sus manos, al linchar a uno de los delincuentes y luego quemar su cuerpo.
Se desconoce la identidad del hombre, pero algunos comentaron que parecía ser “El Gocho de El Pampero” un conocido delincuente del norte de Barquisimeto; sin embargo, después de la autopsia e investigaciones de rigor, los funcionarios del Cuerpo de Investigaciones Científicas, Penales y Criminalísticas (Cicpc) informarán los datos precisos.
Los funcionarios acudieron a la urbanización Yucatán de Barquisimeto para realizar las pesquisas e interrogatorios | Foto: Keren Torres

Los vecinos tuvieron que cargar tobos de agua para apagar el fuego donde quedó el cuerpo del antisocial.

Lee también: Nueve mujeres asesinadas en los primeros 15 días de enero

Dueños de una panadería

Nayzú Bracho era la esposa del dueño de la panadería ubicada en Rastrojitos —cerca del lugar del suceso— y cuando los delincuentes irrumpieron en su casa, Bracho estaba terminando de alistar a su hijo de 10 años para llevarlo a la escuela. Su esposo había salido a trabajar.

Los curiosos observaban cuando era levantado el cuerpo calcinado del delincuente | Keren Torres

Una de las versiones indica que otro sobrino de la mujer, que le hacía transporte, había llegado cuando los maleantes cometían el atraco y con amenazas lo hicieron subir a la camioneta marca Terios para que la manejara, pero el vehículo no prendió y en medio de gritos y forcejeo el delincuente, desde el asiento del copiloto, le disparó a Nayzú Bracho.
“No sé más nada; cuando llegué el niño estaba con los vecinos y solo pude abrazarlo. En ese instante llegó su papá y se lo llevó. Mi primo quedó aturdido con el sonido del disparo, porque le rozó en el oído”, detalló la sobrina, quien prefirió no identificarse.
Así quedó el vidrio de la camioneta después del disparo fatal hacia Nayzú Bracho | Foto: Keren Torres

La vivienda donde ocurrió la tragedia es la última de la calle 5 de Yucatán, al lado del muro por el cual se presume entraron tres delincuentes. Dos lograron escapar.
Los vecinos comentaron que las veces que han entrado a robar a este urbanismo cerrado, casi siempre han sido a las casas cercanas al muro que da hacia la calle, por donde pueden escapar los maleantes sin dejar rastro.
Los vecinos buscaron tobos de agua para apagar el fuego donde quedó el cuerpo del antisocial | Foto: Keren Torres