Las riquezas de los sobrinos de Cilia Flores están en el paraíso venezolano

371
sobrinos de Cilia Flores
Efraín Campo y Franqui Flores, sobrinos de Cilia Flores | Foto: Archivo

La calle Berrizbeitia, en el oeste caraqueño, fue durante mucho tiempo pista de exhibición de lujosos autos y motos propiedad de Efraín Campo y Franqui Flores, sobrinos de la primera dama y diputada, Cilia Flores, presos en EEUU por cargos de narcotráfico. Vecinos del sector cuentan a El Pitazo detalles de la ostentosa vida de los primos antes de su captura en Haití en noviembre de 2015

sobrinos de Cilia Flores
Efraín Campo y Franqui Flores, sobrinos de Cilia Flores

Por: Fiorella Perfetto – Arysbell Arismendi | El Pitazo – Caracas

Caracas.- El Paraíso es una de las pocas zonas de clase media localizadas al oeste de Caracas. En esta urbanización, crecieron y vivieron los sobrinos de Cilia Flores, Efraín Campo Flores y Franqui Floreshoy detenidos en Estados Unidos y acusados por narcotráfico. Esta parroquia está rodeada por uno de los cinturones de pobreza más peligrosos de la capital. Sin embargo, los vínculos familiares de Campo y Flores con la primera dama hicieron de sus domicilios unas fortalezas. Las calles de este vecindario fueron, alguna vez, las pistas donde los jóvenes hacían rugir los potentes motores de autos y motos de alta gama.

Sobrinos de Cilia Flores
Parroquia El Paraíso, Caracas, donde vivieron los sobrinos de Cilia Flores | Foto: Fiorella Perfetto

En visitas realizadas a la parroquia El ParaísoEl Pitazo confirmó que, tanto Campo Flores como Flores de Freitas, pasaban su día a día entre dos edificios de la zona, durante el tiempo que residieron en Venezuela. Vecinos aseguraron que los primos vivían en el PH de la residencia Ile de France, ubicada en la calle Berrizbeitia, y que guardaban sus autos de lujo en el estacionamiento de otro condominio llamado Diamante III, una estructura de reciente construcción ubicada en la avenida Las Fuentes. Ambos edificios tienen al frente un punto de control de la Guardia Nacional venezolana.

Sobrinos de Cilia Flores
El Paraíso, urbanización de clase media, rodeada por el peligroso sector Cota 905 | Foto: Fiorella Perfetto

Custodiados

Desde noviembre de 2015 hasta la fecha, nada parece haber cambiado en la calle Berrizbeitia de El Paraíso. Puestos de comandos de la Guardia Nacional, patrullas policiales y cámaras de seguridad permanecen en el lugar. Podría suponerse que se trata de despliegues para proteger a la ciudadanía en una ciudad azotada por el hampa, máxime si se recuerda que, apenas a unas cuadras, está el acceso a una de las zonas más calientes de Caracas por la presencia de grupos de delincuencia organizada, como lo es la llamada Cota 905.

Sobrinos de Cilia Flores
Calle Berrizbeitia de El Paraíso | Foto: Fiorella Perfetto

Pero tal despliegue de seguridad se debe a otra razón. Según los testimonios de vecinos del sector, recogidos por El Pitazo horas después de la captura de los sobrinos de Cilia Flores, en noviembre de 2015, la presencia de comandos militares en la zona se debe a que en algunas de las residencias viven «familiares y altos chivos del Gobierno«.

La estrecha calle es paso obligado a las residencias de Campo y Flores y otros familiares allegados a la primera dama venezolana. En ella se encuentra un punto de control y seguridad de la Guardia Nacional, pocos metros antes del edificio Ile de France. Las fuentes consultadas y los vecinos del lugar informaron -en aquel entonces- que allí vivían los sobrinos de la pareja presidencial. Sacos de arena colocados en forma de barricada protegen el lugar adyacente al comando, como si se esperara el ataque de un enemigo en cualquier momento.

Sobrinos Cilia Flores
Edificio Ile de France, donde residían los sobrinos de Cilia Flores | Foto: Fiorella Perfetto

Un par de puntos de vigilancia y control que desde la fecha de la captura de Campo y Flores permanecieron en las adyacencias del sector, fueron levantados. En un recorrido realizado el lunes 25 de julio de 2016, El Pitazo confirmó que los que sí se mantienen atentos a los movimientos de la zona son grupos de motorizados sin identificar, que dan la impresión de esperar una orden despachada desde las residencias. Contrasta el silencio y la poca presencia de transeúntes en la calle con otros ruidosos sectores de la zona.

Sobrinos de Cilia Flores
Motorizados de civil, en los alrededores de las antiguas residencias de los sobrinos de Cilia Flores | Foto: Fiorella Perfetto

El edificio Ile de France es el típico condominio en el que vive una familia de clase media venezolana, a excepción de los vistosos equipos de seguridad que sobresalen en la parte alta de la estructura de unos 10 pisos. «En ese edificio vivían los sobrinos. Usted lo ve como unos apartamentos sencillos, pero por dentro el lujo y todo lo que tienen es otra cosa. Allí había fiestas a cada rato», comentó un vecino un día después de la detención de los sobrinos de Cilia Flores.

«En el edificio de al lado también están los que los cuidan a ellos. Viera usted las mujeres que entran allí. Un día vimos cómo llegó una camioneta de esas del gobierno y descargó un bojote de cajas, muy rápido, a otro carro parado a su lado. Cosas así vemos todos los días aquí», dijo un vecino que, como los demás, pidió no ser identificado.

Esta referencia obtenida a finales de 2015, en la que los vecinos del sector aseguran que los guardaespaldas de Campo y Flores conviven en su entorno, invita a recordar el testimonio de Franqui Flores que presentó la Fiscalía de EEUU el pasado 22 de julio, como parte de las evidencias condenatorias.

Lea también: Así la Fiscalía de EEUU desmontó la tesis de secuestro y violación de DDHH de los sobrinos Flores

Flores declaró al agente federal de la DEA, Sandalio González, durante el vuelo que les condujo hasta EEUU, tras su detención en Haití, que él (Flores) se encargaría del movimiento de la cocaína en Venezuela. «Yo me encargo, solo necesito la ayuda de mis guardaespaldas que están al tanto de la operación para cargar el avión que trasladará la droga desde Venezuela hasta Honduras».

Sobrinos de Cilia Flores
Extracto de la confesión de Franqui Flores a la DEA | Foto: Fiscalía de Nueva York

«Usted no se imagina las que se armaban aquí en esta calle y la que sigue hacia la urbanización Las Fuentes”, comentó otra vecina en aquella oportunidad. Según habitantes del sector, las dos plantas superiores del edificio son propiedad de la familia Flores. “Es que en ese edificio también vive el ex director de la PTJ (Cicpc, la policía científica venezolana). Allí llega con su par de camionetas”, dijo un señor de edad avanzada que se unió a una de las tantas conversaciones que las reporteras de El Pitazo sostuvieron con los vecinos. “Unos de los muchachos que agarraron vive allí, y también el otro hijo de Cilia, que es fiscal o algo así”, concluyó.

Exhibir autos y motos de alta gama sin pudor fue parte de la cotidianidad del lugar. “Recuerdo los carros que paraban allí y ni hablar de las motos. Aquí todos estos puestos de control son para cuidar las familias de ellos, mire que no sólo viven en ese edificio, también el primo que cayó detenido tiene apartamento en el edificio (Diamante III) que queda saliendo de esta calle. Allí guardan los carros lujosos que traen porque tienen una empresa en Panamá. De ese estacionamiento traen y sacan carros y motos”, dijo un empleado de los comercios ubicados en la zona. «¿Te acuerdas el Ferrari amarillo que tenían por aquí?», soltó sorpresivamente ante un grupo de vecinos que se apersonó para asentir al testimonio.

Sobrinos de Cilia Flores
Ferrari de los sobrinos de Cilia Flores | Foto: Vecinos del sector difundida en Twitter

En dos oportunidades, en noviembre de 2015 y ahora en julio de 2016, El Pitazo se trasladó al edificio Diamante III, ubicado en la avenida Las Fuentes de El Paraíso, a unos 300 metros del Ile de France, y donde los habitantes del sector aseguran que Efraín Campo tiene un apartamento.

Es una estructura de reciente construcción que se alza entre humildes casas y terrenos baldíos que se intercalan con algunos talleres de carros y pequeñas bodegas. Nadie responde en lo que dice ser la conserjería, mucho menos los trabajadores del centro médico que se encuentra en la planta baja de la residencia.

Sobrinos de Cilia Flores
Residencia Diamante III, donde hacían vida los sobrinos de Cilia Flores | Foto: Fiorella Perfetto

Justo enfrente, otro módulo de la Guardia Nacional custodia el lugar. Y es que según las versiones suministradas por estos ciudadanos, el estacionamiento de este edificio sería el lugar donde se guardan los carros lujosos importados por Campo a través de su empresa en Panamá, la compañía Transportes Herfra S.A., de la que es presidente y director, según consta en los registros mercantiles del país centroamericano.

Lo que se sabe de los sobrinos de Cilia Flores

Es poca la información en las redes sociales e Internet sobre quiénes son realmente estos jóvenes o quiénes pertenecen a su círculo social.

«Al conocerse la noticia de la detención, los portales informativos escarbaban en los medios sociales y sitos web, en busca de una cara para estos nombres. No obstante, algunos difundieron imágenes que no se corresponden con los personajes. El Pitazo pudo acceder a fotos reales de los implicados», así lo publicó la periodista Marjuli Matheus, en exclusiva para El Pitazo a dos días de la detención. Desde entonces estas fueron las únicas fotos disponibles con el verdadero rostro de los sobrinos de Cilia Flores, hasta que el sábado 23 de julio de 2016 la Fiscalía de Nueva York sacó a la luz documentos y fotografías de la operación encubierta que terminó con la captura de los Flores.

Efrain Campos Flores y Francisco Flores - ElPitazo.com
A Efraín Campos Flores y Franqui Francisco Flores fueron detenidos en Haití | Foto: El Pitazo

Lea también: FOTOS | Estos son los sobrinos de Cilia Flores detenidos en Haití

Lo que a continuación se presenta es la recopilación de datos confirmados por El Pitazo y los aportados tanto por la defensa como por la Fiscalía de EEUU en el transcurso del proceso penal que se les sigue a ambos en la Corte del Distrito Sur de Nueva York.

«Efraín Antonio Campo Flores es un hombre de negocios de 29 años de edad, que reside y vive en Venezuela y no tiene ningún vínculo comercial con Estados Unidos, así como tampoco afiliación alguna con comercio ilegal de narcóticos». Así le describe la defensa.

«Nunca ha sido arrestado y no conoce el sistema de justicia estadounidense. Campo Flores es sobrino de la primera dama de Venezuela, Cilia Flores y vive con ella desde la infancia, por lo que es considerado su hijastro».

La Fiscalía aporta otro dato. Asegura que Campo Flores es abogado, aunque El Pitazo no ha encontrado algún documento de una institución educativa venezolana que corrobore esta información.

Según se desprende de la información de El Pitazo, Campo Flores estudió en el Colegio San Agustín de El Paraíso, y no tiene perfil conocido en redes sociales. Entre 2008 y 2011, fue trabajador del Parlamento Latinoamericano en su sede en Venezuela, así lo reveló el editor de El Pitazo, César Batiz, un día después de la detención.

De acuerdo con el perfil publicado por Poderopedia, Campo Flores ocupa los cargos de presidente y director de Transportes Herfra S.A, compañía que tiene como domicilio fiscal la Ciudad de Panamá y que fue incorporada el pasado 31 de marzo de 2014. En el registro público de la empresa también figura Hernes Melquiades Flores, como secretario y director, hermano de la primera dama Cilia Flores.

Sobrinos de Cilia Flores
Empresa Herfra, registrada en Panamá por Campo Flores

Campo Flores afirmó al agente federal de la DEA, Sandalio González, luego de su captura en Haití y mientras ofrecía su declaración jurada, tener también una flota de 20 taxis en Panamá, pero «este negocio sólo me genera unos 800 dólares a la semana en beneficios que realmente no lo son, porque tengo que pagar pasaje y hotel para venir a recoger la ganancia».

Su primo Franqui Francisco Flores de Freitas «es residente y ciudadano venezolano. Era un hombre de negocios sin vínculos con EEUU y ninguna afiliación con comercio ilegal de narcóticos. Nunca ha sido arrestado y no conoce el sistema de justicia estadounidense”, según la información aportada por la defensa del joven de 30 años. «Era co-propietario y manager de un negocio de distribución local de alimentos que enviaba productos congelados a restaurantes y supermercados en Caracas, Venezuela», aseguró la defensa.

Un perfil levantado por el portal de investigación Poderopedia revela que Flores de Freitas trabajaba desde 2011 para una empresa digital localizada en el Centro Comercial Ciudad Tamanaco, ubicado en el municipio Chacao de Caracas. Aparece como trabajador activo de una empresa privada llamada Digital CCT, C.A, aun cuando no ha cotizado en la seguridad social desde 2015. El joven posee pasaporte diplomático.

¿Qué tan útil fue esta publicación?