UN PLAN VE | Con la mano levantada. Capítulo X

47

EMPRENDIMIENTO Levante la mano quién tiene un Plan Ve. Conozcámonos. Apoyémonos. Intercambiemos ideas. Compartamos temores. Celebremos triunfos. Somos gente que le hace bien al país.

Irene Martínez Blat: Hay que seguir luchando

Odontólogo de profesión y amante del vino. Sommelier egresada de la XII Promoción de la Asociación de Sommeliers de Venezuela. Fundadora de la empresa Kava Gourmet, dedicada a la importación de vinos a Venezuela.

“Mi Plan Ve es indiscutiblemente quedarme en Venezuela. No quiero irme porque este es mi país, donde nací, donde están mis querencias, mis amores y mis amigos. Donde está mi vida.

Yo decidí seguir intentándolo y dar lo mejor para seguir viviendo, pues opino que donde unos lloran, otros hacen pañuelos. Hay que buscar los espacios vacíos para aprovechar las oportunidades. A pesar de que las circunstancias son terribles y las tenemos todas en contra, hay oportunidades y debemos evaluarlas y tomarlas. De esa manera, cuando el país surja, nosotros estaremos un paso más adelante.

Una de las cosas buenas de las tantas malas que en este momento tiene Venezuela es ese emprendimiento que ha comenzado mucha gente joven y también adultos y que en condiciones normales tal vez no se hubiera dado.

Para seguir aquí hay que tener mucha resiliencia, saber sortear las situaciones y tener aguante. Hay que seguir luchando”.

Cuenta IG: @imartinezblat

Yonathan Mustiola: Necesitamos valentía

Abogado Penalista. Ex funcionario de carrera judicial y ex juez penal. Asesor legal en defensa de perseguidos políticos y disidentes. Director de la ONG Justicia Venezolana.

“Las circunstancias me llevaron a convertirme en defensor de derechos humanos, lo cual comparto con el ejercicio de mi profesión. En mis pocos ratos libres, me dedico a escribir notas relacionadas con materia penal y de violación de derechos humanos, temas que en Venezuela siempre son de interés.

Mientras ejercí como juez siempre pensé que mi labor aportaba un granito de arena para la reconstrucción tan necesaria del país. Cuando fui destituido hace ya casi un año, simplemente por hacer mi trabajo, me invadió el miedo. Sin embargo, pensé que lo que hasta ahora había hecho aquí y lo que podría hacer en un futuro no sería posible fuera de Venezuela.

Vivir hoy en Venezuela es de valientes, así que la primera cualidad que necesitamos es la valentía. Además, mantener incólumes nuestros valores y principios. Ante el miedo, es necesario abstraernos a ratos de la realidad aplastante y acudir a la familia y los amigos, tanto los que están aquí como los que tomaron la válida y valiente decisión de irse. Todo esto nos dará paz e higiene mental, tan necesarios para mantenernos en el país”.

Cuenta IG: @ymustiola

 

Isabella García-Ramos: Coraje, querido corazón

Estudiante de Comunicación Social en Caracas. Fotógrafa, escritora y actriz desde los 12 años, primero con el Grupo de Teatro Colibrí y luego con el Grupo de la Electiva de Teatro de la Universidad Monteávila.

“A pesar de todo, veo a Venezuela como una noche estrellada; puede haber mucha oscuridad, pero sigue habiendo puntos de luz. Hay gente haciendo cosas maravillosas por el país y me gusta formar parte de ese equipo. Casi toda mi familia está aquí. Mis estudios están aquí. El teatro, que es mi vida, está aquí. Siempre me han enseñado que hay que ser agradecido, ¿y qué mejor manera de serlo con mi país que invirtiendo en él?

Para mantenerse en Venezuela se necesita ‘coraje, querido corazón’, como decía C.S. Lewis, autor de Las Crónicas de Narnia. Coraje para mantener siempre los ánimos arriba, la esperanza, el optimismo y una sonrisa en la cara. Hay que enfocarse en lo positivo. Me gusta creer que al final el bien siempre triunfa sobre el mal, porque los buenos somos más”.

Cuenta IG: @isagarah

¿Qué tan útil fue esta publicación?